Home

¿Cómo se si es oro?

El oro es el metal precioso que más nos ha “hechizado” a muchas personas durante miles de años., hasta tal punto que la sociedad lleva siglos basando el rumbo de la economía mundial a través del oro, dando como consecuencia la necesidad de poseerlo.

 Seguramente muchas veces te hayas preguntado si las joyas que tienes que crees que son de oro, lo son de verdad, o que hayas heredado joyas y te gustaría saber de qué material son…

Pues aquí te damos algunos trucos sencillos para comprobar si tu pieza es de oro o te vendieron gato por liebre. 

 Ante todo, lo más recomendable es que visites a tu joyero de confianza, él tiene los materiales necesarios para saber si está ante una pieza de oro o no, además que su ojo está muy entrenado para saberlo casi a primera vista, por si no tienes tiempo o no te apetece ir, aquí tienes los consejos;

 ¡Advertencia! Te puedes convertir en un experto…

 EXAMEN VISUAL

 Puedes empezar a comprobar si tu oro es real haciendo una primera inspección ocular. Debes enfocarte en encontrar los signos característicos que diferencian al oro.

El objetivo de este examen visual es encontrar alguna etiqueta que indique la pureza o los quilates de la joya en cuestión. Una lupa o un cristal de aumento te ayudarán en esta labor.

Aunque es posible que si la pieza es muy antigua ya no posea ninguna señal o marca visible. Y también es posible que algunas piezas incluyan marcas que aseguran su autenticidad, aunque sean falsificaciones. Por eso es importante realizar un examen más profundo para comprobar si el objeto es de oro.

DECOLORACIÓN

 Si tu pieza está algo decolorada, es decir que ha perdido su color dorado es posible que tu joya haya sido bañada en oro pero no sea una pieza de oro, lo más probable es que sea de plata bañada.

DIENTE DIENTE

 Que no nos lean los dentistas pero… la prueba del mordisco es bastante fiable. Si muerdes por ejemplo una sortija (sin apretar mucho), y al examinarla encuentras la marca de tu diente,  es probable que te encuentres ante una pieza de oro. No es muy recomendable utilizar esta técnica, ya que la pieza puede estropearse y hay otros materiales que al morderlos también dejarían marca

EL TRUCO DEL IMÁN

 El oro no es un material magnético, por lo que si acercas un imán a tu joyita y se pega, es probable que no estés ante una pieza de oro, sino de otro material y que haya sido bañada en oro.

PLATO DE CERÁMICA

 Sé que esta es la prueba que más os va a gustar…

Coge un plato de cerámica sin esmaltar, frota la joya sobre el plato, si dibuja negro no es una pieza de oro, en cambio de el dibujo es dorado lo más seguro es que estés ante una joya de oro.

¡Feliz fin de semana, a deslumbrar!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cap *